Angela Fiorenza | Mi Escencia
437
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-437,et_divi_builder,qode-listing-1.0.1,qode-social-login-1.0,qode-news-1.0.2,qode-quick-links-1.0,qode-restaurant-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-13.0,qode-theme-bridge,bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.4,vc_responsive,et-pb-theme-bridge,et-db,et_minified_js,et_minified_css

Angela Fiorenza

 

 

Emprendedora colombo-italiana, que ha vivido su vida encontrando su misión personal. Espíritu libre que ama manifestar sus sueños con creatividad, determinación, pasión y acción. Comenzó sus estudios de Administración de Empresas Turísticas y Hoteleras para continuar con el legado de sus padres y luego se le otorgó una beca para participar en un master en Dirección Estratégica. Desde muy joven ha trabajado en Tramonti, la obra maestra de su padre, continuando un sueño que hoy ya tiene a la tercera generación involucrada en lo que alguna vez fue tan solo una cabaña familiar en los cerros orientales de Bogotá y que hoy, 40 años después, continúa tocando corazones en este mítico lugar desde donde ella ha crecido todos los días de su vida contemplando los más memorables atardeceres y desarrollando su exitosa carrera empresarial.

 

Angela es madre de mellizas de 22 años quienes viven en Europa, estudiando y viviendo su sueño personal. Actualmente vive en Bogotá, donde tiene no solo sus compañías, sino un estudio creativo donde se inspira para escribir y crear.

 

Después de sufrir una severa depresión y la pérdida total del sentido de la vida al sentir que no estaba viviendo su misión personal, comenzó a escuchar el llamado de su alma y a recordar a través de la meditación y la conexión profunda con la naturaleza, su verdadera misión. Angela hizo una pausa en su camino empresarial e inició un camino de conexión, escribiendo como una forma de develar su propia definición de la vida y la espiritualidad. Con el tiempo alternó la escritura al descubrir que tenía el don de conectarse con los corazones de las personas a través de las conferencias y las experiencias cinco sentidos que creaba. Desde que era niña, ha tenido un gran liderazgo y una inmensa vocación y sensibilidad por el servicio. Su prioridad siempre ha sido su desarrollo espiritual, razón por la cual ha viajado a diferentes partes del mundo para formarse y transformarse en varias escuelas de iluminación.  Angela decidió re-crear y alternar su carrera en los negocios desarrollando su gran pasión: escribir y manifestar proyectos a través de la narrativa y la creatividad.

 

Hoy, ella escribe una serie de libros para niños, un blog semanal y diferentes libros para ser publicados. Crea objetos con sentido, libros de colección, juegos y oráculos. Al mismo tiempo, viaja por el mundo dando conferencias experienciales a diferentes audiencias. Angela ayuda a las personas en la búsqueda de su propósito personal y su misión, recordándoles a través de sus publicaciones y conferencias, su verdadera esencia ilimitada para que vivan una vida más plena, coherente, consciente y feliz. Sus escritos, buscan conectar al público con su GPS interior: el corazón, donde están escondidas todas las respuestas y la hoja de ruta de este camino llamado vida.

Colaboró ​​activamente con la Fundación Xango Goodness con sede en los Estados Unidos, creando conciencia sobre la urgente necesidad de crear acciones para erradicar el hambre en el mundo. Después de recorrer este camino y de ganar un premio humanitario internacional, decidió llevar su sueño de servicio y compasión a otro nivel, creando desde «el alma», como ella misma lo expresa, la Fundación LOVENET, la cual dirige, y con la que está segura de tejer una red global de amor capaz de transformar el mundo a través del servicio, el amor en acción y el reconocimiento de que todos somos uno.

 

En la actualidad su fundación tiene programas en La Guajira Colombia, apoyando a cientos de niños en estado de desnutrición, llevando esperanza, complementos nutricionales, agua y toneladas de amor a la etnia Wayúu. Su Fundación y el amor infinito que tiene por este proyecto, le han dado un propósito superior a su vida, buscando trascender y encender la llama del servicio en miles de personas creando acciones que contribuyan al bien mayor y a tejer un mundo mejor.